Estrucplan On Line
On line
  Salud, Seguridad y Medio Ambiente en la Industria
Página de Inicio
 
 
Suscríbase Gratis
Recomiéndenos
Como Favorito
Como Inicio
Foros
¿Dónde estudiar?
Eventos
Sugerencias
Presupuestos
Consultas
 
Contenidos
Impacto Ambiental
Efluentes Gaseosos
Efluentes Líquidos
Residuos
Calidad y Gestión
Geología
Organismos/Trámites
Nación
Prov. de Buenos Aires
Ciudad Autónoma
Municipios
Otras Provincias
Archivos
Registros Oficiales
Otras Provincias
Coleccionables
Hojas de Seguridad
Internacionales
Diccionario Geológico
Toxicología

Provincia de Mendoza

Decreto 867/1.994

REGLAMENTO DE TRANSITO Y TRANSPORTE.

Artículo 1- Desígnese “Reglamento de Tránsito y Transporte” al presente decreto, reglamento de la ley 6082.

TITULO I
DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 2º) Las leyes y reglamentos de tránsito y transporte de la Nación sólo en lo que es materia de interjurisdicción vial, nacional e internacional; la ley 6082 y este “reglamento”; las ordenanzas municipales que en su consecuencia se dicten; y las resoluciones que emita el Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial son, en ese orden, las disposiciones aplicables en la materia que define el art. 1 de la ley.

Artículo 3º) Entiéndese por sistema vial interjurisdiccional provincial al que conforman las vías interdepartamentales y aquellas que alimentan en forma significativa, con su flujo vehicular, a las mismas.

También se consideran incluidas en este sistema las vías que teniendo origen en un departamento de la provincia de Mendoza se comunican con otro país o provincias limítrofes en forma directa.

Entiéndase por sistema vial interjurisdiccional nacional la red de rutas o caminos nacionales que penetran o atraviesan la provincia de Mendoza.

Capítulo I
ORGANISMOS Y COMPETENCIAS

Artículo 4º) En el cumplimiento y aplicación de las disposiciones viales, la Dirección de Tránsito de la Policía de Mendoza funcionará conforme a lo previsto por tales normas, ejerciendo las atribuciones conferidas por las mismas, en forma directa, sin intervención de Jefatura de la Policía y sin perjuicio de su dependencia orgánica.

Artículo 5º) La Dirección de Transporte de la provincia ejercerá las atribuciones y competencias que le confiere la ley de Tránsito y Transporte, este reglamento y las normas nacionales y convenios en materia de transporte interjurisdiccional.

Artículo 6º) Los municipios de la provincia de Mendoza que organicen sus respectivos juzgados Municipales ejercerán:

La jurisdicción vial que la ley les atribuye, debiendo establecer un procedimiento común y uniforme, en los aspectos que no hayan sido previstos en la ley o este reglamento. En las materias establecidas en el art. 13 de la misma, se deberán observar modalidades de ejecución e interrelación tales con los otros organismos competentes, que eviten superposición o vacíos, confusión, inseguridad y falta de certeza en todo lo concerniente a Tránsito y Transporte, en sus respectivas jurisdicciones.

Artículo 7º) Para el cumplimiento de las atribuciones que la ley le asigna, el Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial funcionará en el ámbito del Ministerio de Gobierno, debiendo elaborar el plan a que alude el art. 14, inc. a) de la ley 6082, en el plazo de (90) noventa días de la publicación de la presente.

Artículo 8º) En caso de dudas de interpretación acerca de las competencias que la ley establece, la atribución de ésta se entenderá que corresponde al organismo precedente, según el orden con que la ley los refiere en su art. 3.

Artículo 9º) Los directores de Tránsito de la Policía y Transporte de la provincia; los municipios en el ámbito de sus respectivas jurisdicciones y el Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial tendrán atribuciones para emitir resoluciones en lo que es materia regulada por la ley, y en los límites de la competencia establecidos por la misma.

Artículo 10º) A los fines del último párrafo del art. 12 de la ley, se entenderá que continúa vigente la competencia que la ley 4305 atribuye para la instrucción y juzgamiento administrativo de los accidentes y faltas viales al jefe de la unidad de orden público de la Policía de Mendoza, o quien haga sus veces, que corresponda al lugar donde se cometió la infracción, mientras que las normas procedimentales serán únicamente las establecidas en la ley 6082 y este reglamento.

Los municipios podrán convenir la creación de un juzgado Vial Municipal común a dos o más de ellos para lo que deberán contar con la expresa aprobación del Poder Ejecutivo provincial.

Artículo 11º) La actuación de los cuerpos de Policía Administrativa Municipal de Tránsito que se creen mediando los convenios con el Poder Ejecutivo provincial a que alude el art. 13 de la ley, deberá ajustarse a criterios de complementación y colaboración con la Policía de Tránsito de la Provincia; no pudiendo aquellos vestir uniformes o insignias que induzca al usuario de la vía pública a confusión de unos y otros.

Capítulo II
FISCALIZACION
EJECUCIÓN-CONCESIÓN

Artículo 12º) Las competencias atribuidas por la ley a cada organismo importan la facultad - deber de fiscalización- en tales materias y el deber y responsabilidad de prestar el servicio pertinente, ya sea que lo ejecuten por la concesión conforme a las normas vigentes.

Artículo 13º) El Ministerio de Gobierno instrumentará el funcionamiento de los registros previstos por los art. 6 inc. a) y 8 inc. f) de la ley 6082.

TITULO II
EL USUARIO DE LA VIA PUBLICA
Capítulo I
CAPACITACION

Artículo 14º) La Dirección General de Escuelas elaborará, en el término de ciento ochenta (180) días de la publicación del presente decreto, los programas de Educación Vial que serán de incorporación obligatoria a los planes de enseñanza en todos los institutos y niveles que de ella dependen.

Invítese a la Universidad Nacional de Cuyo a implementar programas de “Educación Vial” en los colegios secundarios que de ella dependan.

Artículo 15º) El Ministerio de Gobierno de la provincia realizará la individualización y afectación de los predios necesarios para cumplir con los fines establecidos en el art. 17, inc. d) de la ley 6082.

Artículo 16º) Las escuelas de conductores que instruyan y capaciten par conducir vehículos automotores, deberán estar autorizadas por la Dirección de Tránsito de la Policía de Mendoza, y desarrollaran su cometido únicamente en los lugares habilitados a tal fin por la Dirección. Su habilitación no podrá extenderse por un término no mayor de dos (2) años renovable. La habilitación que otorgue la autoridad de aplicación importará la obligación de la escuela de impartir enseñanza a los infractores que hayan sido sancionados con la concurrencia a los cursos de capacitación vial a que alude el art. 92, inc. d) de la ley.

Artículo 17º) Los instructores de enseñanza de manejo y los vehículos afectados por la escuela para los aprendizajes, deberán contar con la correspondiente autorización expedida por la Dirección de Tránsito de la Policía de Mendoza.

Artículo 18º) Las escuelas de conductores, para ser habilitadas, deberán acreditar:

a) Poseer local apropiado en el ámbito de la provincia de Mendoza.

b) Disponer dentro de su lugar de funcionamiento, de un ambiente independiente debidamente condicionado y con capacidad para cinco (5) a diez (10) personas sentadas, destinado en forma exclusiva a la enseñanza teórica de normas que reglan el tránsito general de los vehículos y peatones conforme el programa oficial elaborado.

c) Poseer como mínimo dos (2) instructores y dos (2) vehículos. Los vehículos deben ser acorde con la enseñanza a impartir, debiendo estar individualizados como “coche escuela” y reunir las demás condiciones y requisitos que establece la ley y este reglamento.

d) Contar con un (1) asesor que sea especialista en seguridad pública.

e) Respecto de los propietarios:

1. Ser persona física mayor de veintiún (21) años de edad o persona de existencia ideal.

2. Domicilio real de las primeras, que deberá ser acreditado con libreta de enrolamiento, libreta cívica o documento nacional de identidad expedida por autoridad policial para los extranjeros.

3. Las personas físicas titulares ni los socios, en el caso de personas jurídicas, podrán tener antecedentes como infractores o penados según informes que suministre la autoridad competente.

Artículo 19º) La autorización para el funcionamiento de las escuelas de conductores caducarán cuando medie alguna de las siguientes causas:

a) Disolución de la sociedad.

b) Falta de funcionamiento de la escuela durante un término no mayor a sesenta (60) días corridos sin causa justificada.

c) No impartir enseñanza conforme al programa teórico práctico aprobado.

d) Actuar en representación de los alumnos ante organismos policiales.

Artículo 20º) Las escuelas de conductores deberán llevar un libro registro rubricado por la Dirección de Tránsito, donde se asentarán las altas y bajas de los vehículos e instructores que se desempeñen en las mismas, y otro similar en donde se registrará el movimiento diario de alumnos. Tales registros deberán ser presentados ante las autoridades competentes de dicha repartición cuando lo requieran.

Artículo 21º) Las escuelas deberán comunicar a la Dirección de Tránsito de la Policía el retiro de los propietarios, instructores o vehículos, dentro de los cinco (5) días hábiles de producido el hecho. En los casos de reemplazos se observarán las normas establecidas en el presente reglamento.

Artículo 22º) En caso de que las escuelas posean o procedan a la apertura de anexos o sucursales, sus propietarios estarán obligados a comunicar tal circunstancia a la Dirección de Tránsito de

la Policía, indicando nombre y apellido de la persona responsable a cargo de los mismos, que deberá reunir los requisitos condiciones establecidos en el art. 17, inc. c) de este reglamento.

Artículo 23º) El aprendizaje y práctica se podrán realizar también en los lugares públicos que la Dirección de Tránsito habilite al efecto, en los horarios que se fijen, pudiendo la Dirección suspender o variar la habilitación por razones de ordenamiento.

Artículo 24º) Durante el aprendizaje el instructor ocupará el asiento contiguo al conductor, debiendo hacer observar las normas de tránsito y adoptar las precauciones necesarias a fin de que la inexperiencia del alumno no origine daños hacia personas o cosas.

Artículo 25º) El comienzo de la práctica conductiva por parte del alumno, estará condicionado a que el mismo haya asistido y aprobado las clases teóricas impartidas por las escuela de conductores de conformidad con el programa oficial elaborado.

Artículo 26º) Cumplido y elaborado por el aprendiz el curso teórico práctico vigente, el titular de la escuela de conductores le extenderá el certificado acreditante de tal circunstancia. El mismo será indispensable para acreditar el cumplimiento de la sanción a que alude el art. 92, inc. d) de la ley 6082.

Artículo 27º) Queda prohibido a las escuelas e instructores:

a) Impartir instrucciones a personas con edad inferior a la establecida en el art. 19, inc. e) de la ley 6082.

b) Hacer practicar el aprendizaje complementario cuando el alumno carezca de la aptitud y, por ende, de la certificación mencionada en el art. 25 de este reglamento.

Artículo 28º) Las infracciones a este reglamento darán lugar a suspensiones o caducidad de la habilitación de acuerdo a la gravedad de la falta, sin perjuicio de la sanción que pudiera aplicarse cuando se hayan infringido normas de la ley de Tránsito de la provincia de Mendoza. Las suspensiones o caducidad serán dispuestas por la Dirección de Tránsito de la Policía de Mendoza.

Artículo 29º) Concédase un plazo de sesenta (60) días corridos a partir de la publicación del presente reglamento para las escuelas actualmente habilitadas reúnan las condiciones y requisitos establecidos precedentemente.

Capítulo II
LICENCIAS DE CONDUCTOR
II-1 GENERALIDADES

Artículo 30º) Para obtener licencia de conductor el interesado deberá acreditar el cumplimiento de los recaudos del art. 21 de la ley 6082 y los siguientes datos:

a) Apellido y nombres.

b) Nacionalidad.

c) Lugar y fecha de nacimiento.

d) Domicilio real.

e) Grado de instrucción.

f) Profesión, oficio u ocupación.

g) Grupo sanguíneo.

Los indicados en los cuatro primeros incisos los acreditará con documento nacional de identidad y/o cédula de identidad vigente. El inc. d) podrá acreditarlo también con certificado de residencia. Deberá indicar si poseía licencia anterior individualizando la misma.

Artículo 31º) Para obtener licencia profesional deberá presentar, además:

a) Certificado de residencia en la provincia o actualizado en su documento.

b) Certificado de buena conducta expedido por Policía provincial.

c) Estudios médicos especiales:

Electroencefalograma.

Electrocardiograma.

Hemograma.(glucemia-uremia)

Estudio de aptitud psicológica para conducir en el caso de licencia para transporte de pasajeros o carga.

Artículo 32º) Los exámenes teórico y práctico podrán ser acreditados mediante certificado a que alude el art. 26 de este reglamento. Los conocimientos de primeros auxilios podrán acreditarse del mismo modo o mediante certificación extendida por institución autorizada oficialmente a dictar tales cursos.

Artículo 33º) El contenido y resultado del trámite, condensará en un único documento o ficha denominada “Declaración Jurada”, la que, firmada por su titular, se archivará en la oficina encargada del otorgamiento de las licencias de conducir.

Artículo 34º) Cuando del reexamen establecido en el art. 20 de la ley surjan acreditados impedimentos psicofísicos o falta de idoneidad necesarios para conducir, el director de Tránsito emitirá resolución revocando la licencia.

Artículo 35º) El trámite deberá cumplirse en forma personal por el interesado no admitiéndose diligencias que procuren terceros o intermediarios.

Artículo 36º) Hasta cumplir dos (2) años del vencimientos de una licencia de conducir, el interesado podrá solicitar su renovación, abonando los aranceles diferenciales establecidos para tales casos. Pasado ese término deberá cumplir las exigencias previstas para quienes solicitan licencia por primera vez.

Artículo 37º) Las personas domiciliadas fuera del país que transiten en calidad de turistas, sólo estarán habilitados a conducir si cuentan con la documentación oficial habilitante establecida en los convenios internacionales a tales efectos.

Artículo 38º) Las personas domiciliadas fuera del país que transiten con residencia provisoria, deberán solicitar ante la oficina de licencias de Dirección de Tránsito, el documento reválida de la licencia que le hubiere otorgado la autoridad extranjera competente. La reválida no podrá extenderse por un plazo mayor al que le haya otorgado la autoridad migratoria argentina.

En ningún caso las reválidas que se otorgarán en forma sucesiva podrán superar en conjunto el término de cinco (5) años, ni las demás condiciones establecidas por el art. 20, segundo párrafo de la ley.

Artículo 39º) Los residentes transitorios que no acrediten licencia de conducir o habilitación similar extendida por la autoridad extranjera competente, deberán cumplir el trámite establecido por este reglamento para los postulantes primarios.

El postulantes que teniendo licencia otorgada por autoridad competente de otra provincia, se radique en la de Mendoza, deberá revalidar aquella, debiendo reunir las condiciones y aprobar los exámenes establecidos para el que tramite por primera vez. Sólo si posee licencia de categoría particular, vigente, podrá ser eximido del examen de conducción.

Artículo 40º) El director de Tránsito establecerá las edades máximas y requisitos especiales a que alude el art. 26 “in fine” de la ley 6082, previo dictamen de instituciones de la salud, pública

o semipúblicas.

II – 2 – CATEGORIAS

Artículo 41º) Para el otorgamiento de las licencias de conductor en las clases C,D, y E, el interesado deberá satisfacer las siguientes condiciones mínimas:

a) Ser mayor de veintiún (21) años de edad.

b) Tener domicilio real en la provincia.

c) Aprobar los exámenes especiales de idoneidad y de aptitud psicofísica que se establezcan en la reglamentación especial, los que acentuarán las exigencias tomando en consideración la categoría y el tipo de vehículo a conducir.

d) No registrar causas pendientes por delitos o faltas cuya naturaleza o número puedan hacer temer atentados contra la seguridad, las buenas costumbres, la libertad o propiedad de las personas, según informe que emitirá el Registro Nacional de Reincidencia y Estadística Criminal y Carcelaria. Este recaudo sólo será exigible para quien solicita licencia clase D.

e) Las especiales establecidas en el reglamento para los conductores de transporte de niños, sustancias peligrosas y maquinarias especiales.

Artículo 42º) Para el otorgamiento de licencias de conducir en las clases A, B, F y G, el interesado deberá satisfacer las siguientes condiciones:

a) Ser mayor de dieciocho (18) años de edad.

b) Tener domicilio real en la provincia.

c) Aprobar los exámenes de idoneidad y aptitud psicofísica, que se determinen reglamentariamente.

Artículo 43º) La solicitud de licencia A sólo para ciclomotores de hasta cincuenta (50) centímetros cúbicos, podrá efectuarse por menores que hayan cumplido dieciséis (16) años de edad, debiendo ser suscripta por sus padres, tutor o encargado, con firma certificada por autoridad judicial, policial o escribano público.

El interesado deberá reunir las demás condiciones mínimas exigidas en el artículo anterior.

Sí, cumplidos los dieciocho (18) años de edad, el interesado solicita licencia para otro tipo de vehículo u otra categoría, será considerado como quien solicita licencia por primera vez.

II – SUBCATEGORIAS

CLASE A (MOTOS)

Artículo 44º) Ciclomotores, motos, motonetas, motocargas, motos con sidecar, codificadas como A que habilita a conducir este tipo de motovehículos conforme a las siguientes subcategorías:

A-1 De más de 50 c.c., hasta 250 c.c., incluyendo las del tipo enduro calle.

A-2 De más de 250 c.c. hasta 50 c.c.

A-3 De más de 500 c.c.

A-4 Deportivas, cross, enduro carrera, triciclos, cuatriciclos: Habilita a conducir motos que se utilizan con esa finalidad, las cuales sólo podrán circular en zonas del pedemonte o circuitos establecidos al efecto, prohibiéndose por lo tanto circulación en las vías normales del tránsito vehicular.

Para la obtención de esta licencia de conductor, el postulante deberá presentar constancia expedida por la Dirección de Recursos Naturales y Renovables de la provincia donde conste la realización de un curso sobre la conservación del medio ambiente, flora y fauna.

A-5 Ciclomotores: Habilita a conducir sólo hasta ciclomotores de cincuenta (50) centímetros cúbicos.

Artículo 45º) En esta clase (A) el técnico examinador deberá especificar en la declaración jurada las cilindradas de la moto con la que el postulante fue examinado, y de acuerdo a ello será la subcategoría que se lo habilite a conducir. Las cilindradas mayores a las menores.

<>

CLASE B (PARTICULAR)

Artículo 46º) Automóviles y camionetas con acoplados de hasta setecientos cicuenta (750) kilogramos o casas rodantes: Codificada como B-1, habilita a conducir:

a) Automotores con capacidad para no más de seis (6) personas excepto al conductor destinado al transporte de las mismas, sin cargos o retribuciones de servicio.

b) Vehículos automotores para el transporte de cargas generales en bultos o a granel, envasado en líos o fardos, cuya unidad sea de dimensiones no mayores a los de la caja del vehículo que lo transporte y cuya capacidad no supere los tres mil quinientos (3.500) kilogramos.

c) Autoriza a remolcar acoplado de hasta setecientos cincuenta (750) kilogramos o casas rodantes.

Artículo 47º) Cargas livianas: Codificada como C-1, autoriza a conducir camiones sin acoplados, no articulados y los comprendidos en la clase B:

a) A todos los vehículos de la clase C hasta quince mil (15.000) kilogramos.

b) A todos los vehículos de la categoría particular.

c) Los vehículos de carga hasta quince (15) toneladas (incluídos tara y carga), sin acoplado.

CLASE D – PROFESIONAL

( TRANSPORTE DE PASAJEROS )

Artículo 48º) Microómnibus: Codificada como D-1, autoriza a conducir vehículos aptos, de forma técnica y carrozados para el transporte colectivo de pasajeros con capacidad superior de dieciséis (16) asientos. Habilita a conducir a la subcategoría B-1 y C-1.

Artículo 49º) Transporte escolar: Codificada como D-2, habilita a conducir vehículos destinados a transportar escolares. La capacidad está dada en función del vehículo a utilizar.

Artículo 50º) Minibús: Codificada como D-3 autoriza a conducir vehículos aptos, de formas técnicas y carrozados para el transporte de personas con capacidad no superior a 9 asientos. Habilita a conducir solo a la categoría B-1.

Artículo 51º) Taxi: Codificada como D-4, habilita a conducir los automotores de alquiler o similar, destinados al transporte público de pasajeros con capacidad no superior a 9 asientos. Habilita a conducir solo a la clase B-1.

Artículo 52º) Vehículos en emergencia: Codificada como D-5, habilita solamente conducir vehículos policiales y ambulancias del servicio público o privado. Habilita codificación B-1.

CLASE E – PROFESIONAL

( TRANSPORTE DE CARGA )

Artículo 53º) Carga pesada: Codificada como E-1, autoriza articulado o con acoplados, donde se incluyen los que posean más de quince mil (15.000) kilogramos, semi -remolques- balancín, etc. Habilita a conducir las subcategorías B-1 y C-1.

Artículo 54º) Máquinas viales: Codificada como E-2 habilita a conducir maquinarias destinadas a la construcción de caminos, mejoramiento de terrenos, etc. El postulante deberá presentar certificado de idoneidad en el manejo por parte del empleador, satisfaciendo con ello lo relativo al examen práctico. Si es propietario deberá presentar factura de compra a su nombre de la máquina en cuestión. Los exámenes médicos y teóricos se cumplimentarán al igual que para el resto de las clases D y E, su habilitación también es anual. Habilita solo para conducir máquinas agrícolas.

CLASE F

(VEHÍCULOS ADAPTADOS)

Artículo 55- Vehículos adaptados: Codificados como F-1, habilita a conducir vehículos automotores especiales adaptados para discapacitados, donde se incluyen los triciclos, cuatriciclos, etc. No habilita ninguna otra subcategoría.

CLASE G

(MÁQUINAS AGRÍCOLAS)

Artículo 56º) Máquinas agrícolas: Codificadas como G-1, solo habilita a maquinarias destinadas a la labranza de la tierra, autopropulsados y/o con sus accesorios y en los lugares destinados para el desplazamiento de éste. El postulante deberá reunir los requisitos establecidos para máquinas viales en lo concerniente a la conducción.

Artículo 57º) En todo lo no expresamente reglamentado, se aplicará lo establecido en el reglamento interno para el otorgamiento de la licencia de conducir, aprobado por resolución 23/94, de la Dirección de Tránsito de la Policía de Mendoza, disposición que la modifique o sustituya.

Capítulo III
HABILITACIÓN DE LICENCIAS PROFESIONALES PARA CONDUCIR
VEHICULOS DE TRANSPORTE DE PASAJEROS Y CARGAS

Artículo 58º) La Dirección de Transporte para otorgar la habilitación prevista en el artículo 8 inc. f) de la ley 6082, instrumentará la realización de un examen pudiendo incluir cursos específicos (manejo defensivo, primeros auxilios) y evaluaciones de personas teniendo en cuenta el tipo de servicio a tratar, personas transportadas (adultos, infantes, discapacitados, etc.) y la eventual peligrosidad de la carga a transportar.

(Artículo modificado por decreto 1339/94, artículo 3).

Artículo 59º) Para el otorgamiento de la licencia provincial habilitante de los conductores de transporte público de personas y de cargas, la Dirección de Transporte acordará con la Dirección de Tránsito el trámite administrativo y evaluación técnica de manejo de conductores. A tal efecto, deberán arbitrar un procedimiento simple y correlacionado que posibilite en menor tiempo la evaluación sobre idoneidad conductivo y antecedentes psicofísicos del conductor, disponiendo en lo posible la unificación de la sede o proximidad entre los organismos administrativos cuya función sea controlar el cumplimiento de las condiciones reglamentarias para el otorgamiento de la licencia provincial habilitante y expedición.

(Artículo modificado por decreto 1339/94, artículo 3).

Artículo 60º) Para el otorgamiento de la matrícula a instructores profesiones que ejerzan en establecimientos de enseñanza de conducción vehículos, la Dirección de Transportes conjuntamente con la Dirección de Tránsito, deberán implementar el examen de idoneidad correspondiente y suministrar a los establecimientos de enseñanza de conducción de vehículos los contenidos mínimos de sus respectivos programas.

(Artículo modificado por decreto 1339/94, artículo 3).

Artículo 61º) Prohíbese en toda la provincia la colocación de obstáculos físicos que obstruyan, dificulten o constituyan un peligro para la circulación de vehículos, con excepción de badenes, vibradores o serruchos que se reglamentan en los artículos siguientes, para los que se deberá requerir autorización previa a la Dirección de Transporte y municipio correspondiente.

Los denominados: Entre “lomo de burro” existentes deberán transformarse en badenes, vibradores o serruchos en el plazo de seis meses a contar desde la publicación del presente decreto. Su reforma estará a cargo de quien los construyó. Caso contrario serán removidos por la autoridad de aplicación competente.

Artículo 62º)

a) Badenes: las características técnicas que deberá reunir el badén, así como su señalización y demarcación serán las siguientes:

Medidas:

Profundidad máxima: cinco (5) centímetros.

Ancho mínimo: Cien (100) centímetros.

Largo: perpendicular al eje de la calzada, abarcará el ancho de la misma, previendo el desagote del agua que concentre en las cunetas respectivas.

Sección transversal: triangular de bordes redondeados.

Señalización:

Los badenes deberán estar señalizados con carteles, los que se ubicarán a una distancia mínima al badén de treinta (30) metros por sentido de marcha, en un lugar perfectamente visible.

Se acondicionará para mejor visualización, dos (2) delineadores (elementos tubulares) de ochenta (80) centímetros de altura y ocho (8) centímetros de diámetro, los que deberán colocarse sobre los cordones de calle que flanquean el badén en correspondencia con la parte media de éste, según su ancho. Dichos elementos deberán en sus treinta (30) centímetros superiores estar cubiertos en todo su entorno de lámina retrorreflectiva color amarillo.

Demarcación pavimental:

La presencia del badén será reconocida claramente debido a un sistema de doble señalización horizontal: Uno longitudinal paralelo al eje del badén consistente en dos (2) líneas continuas color blanco de cincuenta (50) centímetros de ancho realizados en pintura termoplástica retroflectiva o en frío, cada una de las cuales estará separada en cien (100) centímetros de cada borde del mismo, y otro perpendicular al eje del badén; de un lado de éste si la calzada posee único sentido de marcha o de ambos lados si es de doble sentido de marcha, consiste en dos (2) líneas de eje continuas color amarillo de diez (10) centímetros de ancho cada una, separadas por una distancia de trece (13) centímetros, realizadas en pintura termoplástica retrorreflectiva en frío, con una longitud de dieciocho (18) metros, contados a partir del borde de la línea de frenado correspondiente. Se podrá reforzar la señalización con tachas retrorreflectivas amarillas colocadas cada cincuenta (50) centímetros entre las dos líneas amarillas.

b) Vibrador o “serrucho” de atención.

Las características técnicas, señalización y demarcación, serán las siguientes:

Medidas:

El vibrador de atención se podrá ejecutar:

1. Con tachas adheridas al pavimento, las que podrán ser:

1- Retrorreflectivo blancas rectangulares.

2-Cerámicas blancas de porcelana, vitrificadas, de alta resistencia a la circulación vehicular.

El diámetro de tachas sustitutivo del badén, se ejecutará en cinco (5) hileras perpendiculares al eje de la calzada separadas cada tacha en veinticinco (25) centímetros según su centro en las dos direcciones perpendiculares.

Ancho Mínimo: Cien (100) centímetros.

Largo: Perpendicular al eje de la calzada, abarcará el ancho de la misma.

2. De hormigón tipo “serrucho”, de un solo paño o por placas de treinta (30) centímetros por treinta (30) centímetros; de una superficie mínima de cien (100) centímetros de longitud por el ancho de la calzada.

El vibrador de atención tipo “serrucho” de atención deberán estar señalizados con carteles, los que se ubicarán anticipados a aquellos, a una distancia mínima de treinta (30) metros por sentido de marcha, en un lugar perfectamente visible.

Se colocarán, además, dos (2) delineadores que deberán ir sobre los cordones que franquean al vibrador o “serrucho” de atención con iguales características a las expresadas en el punto de “señalización de badenes”.

Demarcación pavimental:

Se ejecutará mediante un sistema de doble señalización horizontal, con tachas retrorreflectivas, bidireccional, amarilla, uno longitudinal paralelo al eje del vibrador de atención, consistente en dos (2) líneas discontinuas de tachas, colocación a modo de anticipo o línea de frenado, separadas veinte (20) centímetros una de la otra, cada hilera de tachas estará separada en cien (100) centímetros de cada borde del mismo y otra perpendicular al eje del badén, de un lado de éste si la calzada posee único sentido de marcha, consistente en una hilera discontinua de tachas separadas, cincuenta (50) centímetros una de otra, en una longitud de dieciocho (18) metros, contados a partir del borde de la línea de frenado correspondiente. Se podrá reforzar la señalización con línea de frenado blanca y doble eje amarillo ejecutada en pintura termoplástica reflectante o en frío según lo estipulado en el punto “demarcación pavimetal de badenes”.

Artículo 63º) Toda senda peatonal y línea de detención o frenado se realizará en color blanco, pintada o incorporada al pavimento de la calzada. Las pinturas pueden ser termoplásticas retrorreflectivas o de aplicación en frío. Estas últimas deberán estar complementadas con pares de tachas de color blanco retrorreflectivas ubicadas longitudinalmente al eje de la calzada cada cincuenta (50) centímetros a lo ancho de la calzada.

Antes de la línea de frenado las tachas serán instaladas de a pares cada cincuenta (50) centímetros.

Antes y después de la zona destinada a senda peatonal se instalarán de a pares cada cincuenta (50) centímetros.

Artículo 64º) La Dirección de Transporte planificará y estructurará las vías de circulación pública dando preferencia la Sistema de Transporte Público y determinará el uso, cantidad y tamaño de carriles de circulación, estructura para agilizar la circulación y evitar accidentes viales, previendo y asegurando el transporte de personas y cosas. En caso de divergencias con la competencia municipal se elevarán las propuestas no compatibilizadas al Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial para que éste resuelva.

La Dirección de Transporte planificará y regulará todo lo relacionado con las señalizaciones viales (indicadores viales, demarcaciones viales y semaforizaciones), luces y carteles, toldos y cornisas, balcones y cualquier elemento saliente sobre las vías de circulación o que pasen por sobre la calzada, cosas de uso sobre la calzada o dejadas sobre ellas, accesos o egresos a la vía de circulación, siempre que esté relacionado con el Sistema Uniforme de Señalización.

Con respecto a lo antedicho, los municipios autorizarán a los particulares, todo lo relacionado a propagandas y construcciones comerciales y/o particulares que cumplan con las normas siempre y cuando no pasen sobre la calzada o no obstruyan señales de tránsito.

Queda prohibido colocar semáforos o señales viales de cualquier tipo sin expresa autorización de la Dirección de Transporte.

Artículo 65º) Los organismos de aplicación de la presente ley podrán ejercer sus funciones tanto en los lugares públicos como en los privados de acceso público y en las aceras y veredas, en cuanto a las materias regidas por esta ley.

La municipalidad correspondiente será la autoridad competente para la aplicación del artículo 34 de la ley 6082 debiendo coordinar con la Dirección de Transporte en los casos en que la medida alterase la circulación de algún servicio de transporte público de pasajeros, el que tendrá prioridad absoluta respecto a la medida que se tome.

Artículo 66º) La municipalidad competente o la Dirección Provincial de Vialidad, según competencia otorgada, cumplirán con las reparaciones a que alude el artículo 37 de la ley 6082, debiendo prever las partidas pertinentes para la ejecución de los trabajos.

TITULO IV
EL VEHÍCULO
Capítulo I
CONDICIONES DE SEGURIDAD

Artículo 67º) Además de las requeridas por el artículo 39 de la ley 6082, los vehículos deberán cumplir las siguientes exigencias mínimas:

1. Tratándose de automotores, estar provisto de dos (2) sistemas de frenos de acción independiente y que permitan controlar el movimiento del vehículo, detenerlo y mantenerlo inmóvil. Uno de los frenos, por lo menos será capaz de detener el vehículo dentro de una distancia de diez (10) metros, moviéndose a una velocidad de treinta y dos (32) kilómetros por hora por un camino horizontal seco y liso; el otro será capaz de mantener el vehículo inmóvil con su carga máxima permitida en una pendiente del seis (6) por cientos.

Los vehículos menores con o sin “sidecar” o triciclos deberán tener un sistema de frenos, como mínimo.

Todo acoplado o semiacoplado, cuya carga útil exceda de un mil quinientos (1500) kilogramos, deberá estar provisto de un sistema de frenos, operado por el conductor del vehículo tractor, adecuado para cumplir en la combinación de ambos vehículos, con las condiciones de frenado establecidas para los automóviles.

2. En cubiertas para automotores la profundidad remanente en la zona central de la banda de rodamiento debe observar una magnitud no inferior a uno con seis (1,6) milímetros. En cubiertas para motocicletas la profundidad mínima será de un (1) milímetro y en las de ciclomotores de cinco (5) décimas de milímetro.

3. El sistema silenciador deberá funcionar adecuadamente y, en todos los casos, reunir las mismas condiciones técnicas que el original de fábrica.

Artículo 68º) Será de uso obligatorio el correaje y cabezales de seguridad o dispositivos que los reemplacen, para los ocupantes de asientos delanteros en los automóviles, camionetas, rurales y vehículos similares. La infracción a la norma se imputará al conductor y/o responsable del automotor.

Los cabezales de seguridad deberán fabricarse y adaptarse con fijación y rigidez suficiente para cumplir su cometido y sin impedir la visibilidad del conductor.

El correaje o cinturón de seguridad deberá estar fijado, como mínimo, a tres puntos distintos del vehículo, debiendo sostener en forma cruzada el torso del pasajero.

Para los conductores de taxímetros, su uso será facultativo entre las 22,00 y 06,00 horas del día siguiente.

Artículo 69º) Además de los mencionados precedentemente, los vehículos deberán contar con los siguientes dispositivos.

1. Paragolpes delanteros y traseros colocados de manera que la altura sobre la calzada, medida hasta su eje horizontal sea idéntica.

La estructura de los paragolpes no podrá tener soportes para enganche de acoplamiento de traillers que sobrepasen la banda principal de los mismos, como así tampoco ganchos, argollas o cárcamos que sobrepasen la banda principal de los mismos, como así tampoco ganchos, argollas o cárcamo que sobresalgan de ellos.

2. Dispositivos que permitan mantener limpios los parabrisas, asegurando la buena visibilidad en caso de lluvia, nieve, escarchilla, polvo y salpicaduras.

3. Espejo retroscópico plano colocado en el interior del vehículo de modo que permita ver al conductor por reflexión, por lo menos hasta setenta (70) metros la parte de calle o carretera que va dejando atrás.

Deberán tener además retroscópico exterior el costado izquierdo del vehículo, el que podrá sobresalir hasta diez (10) centímetros sobre el ancho máximo del mismo. Para la reposición o instalación de este espejo el usuario podrá optar por el repuesto original u otro. Si se repusieran no originales los mismos deberán ser flexibles de modo que puedan girar con facilidad en caso de ser rozados y sin partes metálicas salientes.

Los vehículos que arrastren casillas rodantes o similares, de ancho superior al vehículo tractor, deberán poseer espejos retroscópicos laterales, para cumplir la finalidad descripta en el primer párrafo de este apartado.

4. Una bocina cuyo sonido, sin ser estridente, se escuche en condiciones normales a cien (100) metros de distancia.

Los aparatos sonoros cuya aplicación en los vehículos está autorizada, sólo pueden hacerse funcionar en las zonas urbanas en caso de fuerza mayor y cuando el conductor no tenga otro recurso tendiente a evitar el accidente. Se prohibe, asimismo, el uso de tales aparatos con el objeto de llamar la atención de los agentes de tránsito, para llamar a otras personas o para hacer abrir las puertas de los garajes o de las viviendas.

Queda prohibido el uso de bocina de tonos variables o modulables, en vehículos de todo tipo, salvo el caso de vehículos al servicio policial, bomberos y ambulancias.

5. Un parabrisas constituido por un vidrio o elemento inastillable y transparente.

6. Balizas retrorreflectivas y balizas destelladoras para uso en caso de detención en la vía pública. Queda prohibido el uso de las balizas que necesiten elementos combustibles para su funcionamiento.

Los automotores pertenecientes a empresas de vigilancia, deben tener balizas de color amarillo.

7. En zonas cordilleranas y cuando fenómenos climatológicos –como nieve, escarchilla, hielo- hagan variar las condiciones normales del tránsito, los conductores deberán competente exigirá los recaudos necesarios para la circulación.

(Artículo modificado por decreto 1279/94, art. 1)

Artículo 70º) Los automotores deberán portar matafuegos cuya capacidad será acorde con la siguiente escala.

a) Vehículos automotores con capacidad hasta seis (6) asientos y casillas rodantes hasta ciento cincuenta (150) kilogramos.

Deberán contar con un matafuego normalizado de capacidad no inferior a un (1) kilogramo, de base extintora ABC, con sistema de precinto de seguridad y tarjeta de control de carga emitida por entidad o por empresa acreditada bajo registro del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social u organismo estatal equivalente.

Será ubicado dentro del habitáculo y en lugar accesible para el conductor.

b) Vehículos, camionetas hasta tres mil quinientos (3500) kilogramos, transporte de pasajeros corta distancia, escolares casillas rodantes hasta un mil ochocientos 1800 kilogramos.

Deberán contar con un matafuego normalizado de capacidad no inferior a dos kilogramos y medio (2 y1/2), de base extintora ABC y demás características señaladas en el punto anterior.

Estará ubicado en lugar visible y accesible para el conductor y/o eventual usuario.

c) Vehículos de carga mayores de tres mil quinientos (3500) kilogramos, transporte de pasajeros de media y larga distancia de un nivel y casilla rodante de más de un mil ochocientos (1800) kilogramos.

Deberá contar con un matafuego normalizado de capacidad no inferior a cinco (5) kilogramos, de base extintora ABC y demás características referidas en el punto a).

d) Vehículos de carga con acoplado-semiacoplados.

Deberán contar con un matafuego normalizado de capacidad no inferior a diez (10) kilogramos, de base extintora ABC y características similares a las señaladas en el punto a).

Para el caso de vehículos con acoplados, deberá poseer un extintor por cada cuerpo de vehículo.

e) Vehículos de carga peligrosas-residuos peligrosos, combustibles o inflamables, insalubres o contaminantes, materiales radioactivos y otros.

Deberán cumplir con las reglamentaciones especificadas para cada caso: Resoluciones de la Secretaría de Transporte de la Nación 233/86 y 720/87 y/o las que le complemente y/o sustituyan.

Artículo 71º) Los conductores de vehículos con categoría profesional expedida por el ente provincial y que transporten sustancias peligrosas encuadradas en el punto e) del artículo anterior, deberán contar con certificación habilitante otorgada por la Dirección de Bomberos de la Policía de Mendoza, donde conste la idoneidad en el uso adecuado de los equipos extintores y elementos de seguridad con que cuente el vehículo que conduzcan.

Artículo 72º) Los vehículos deberán contar con los siguientes dispositivos para iluminación:

1- Los faros delanteros estarán a ambos lados del vehículo.

El sistema de iluminación con los faros delanteros debe permitir el cambio instantáneo de la luz alta por la de la luz baja que no encandile ni deslumbre.

En la zona urbana se usarán luces bajas.

2- Las luces de posición estarán dispuestas a ambos lados del vehículo, en sus partes delanteras y trasera.

Las luces traseras de color rojo, irán una en cada plano de giro de las ruedas, que sean visibles desde atrás, por lo menos a ciento cincuenta (150) metros en condiciones atmosféricas normales.

Estas luces deberán aumentar en intensidad luminosa al ser accionado el mando de freno antes de que éste actúe, y podrá existir otra luz roja, intensa en la parte trasera, accionable del mismo modo.

3- Cuando se trate de un vehículo del tipo semiacoplado o una combinación de camión o acoplado o tractor o acoplado, además de las luces indicadoras y de las delimitadoras que pudieran corresponderle, llevará en la parte central superior del frente de la cabina tres (3) luces verdes colocadas en línea horizontal, distante veinte (20) centímetros una de otra, visibles en doscientos (200) metros de distancia, bajo condiciones atmosféricas normales.

Cuando se trate de un vehículo del tipo semiacoplado una combinación de camión y acoplado o tractor y acoplado, además de las luces delimitadoras indicadas en el siguiente punto, llevarán en la parte central superior de la caja o carrocería, tres (3) luces rojas colocadas en línea horizontal, distante veinte (20) centímetros una de otra y análoga intensidad luminosa a las del punto 4.

4- Cuando el ancho total de la caja, carrocería, carga, acoplado o vehículo de arrastre de un automotor exceda de dos (2) metros, se colocará además de las luces indicadas en el punto 2 precedente, otras dos (2) luces de alcance reducido en el frente de la carrocería en correspondencia con sus ángulos superiores y reiteradas diez (10) centímetros de sus bordes.

5- Los vehículos que tengan una longitud mayor de siete (7) metros, deberán tener en ambos costados luces indicadores coincidentes con las de giro, si arrastran acoplados, éste deberá llevar igual iluminación.

6- La luz que en la parte posterior ilumine la patente ha de ser colocada en forma tal que la identificación pueda leerse a una distancia de quince (15) metros en condiciones atmosféricas normales.

7- En todos los casos la luz blanca a que hace referencia el artículo 41, inc. i) punto 1, deberá ser visible a una distancia no menor de cien (100) metros bajo condiciones atmosféricas normales.

Los vehículos de tracción a sangre deben llevar señalización de seguridad retrorreflectiva en ambos extremos de la parte posterior, de color rojo y de un diámetro no menor de diez (10) centímetros.

8- Todo triciclo a pedal, bicicleta y carrito de mano, deberá llevar una luz blanca en su parte delantera que no encandile o deslumbre, pero visible no menor de cien (100) metros delante del vehículo bajo condiciones atmosféricas normales. En la parte posterior llevará un elemento reflectante de color rojo de seis (6) centímetros de diámetro como mínimo.

En los pedales se instalarán elementos reflectantes de color amarillo, de modo que al efectuarse el movimiento de pedaleo advierta su presencia.

Artículo 73º) Los faros antinieblas exigidos por el art. 42, inc. i) de la ley 6082 deben ser ubicadas sobre el techo de la cabina o carrocería de modo tal que sean visibles a una distancia de cien (100) metros, tanto en la parte anterior como en la posterior.

Artículo 74º) Las balizas amarillas intermitentes que se exigen en el artículo 42, inc. i) de la ley 6082 deben ser ubicadas sobre el techo de la cabina o carrocería de modo tal que sean visibles a una distancia de cien (100) metros, tanto en la parte anterior como en la posterior.

Capítulo II
EMISIÓN DE CONTAMINANTES

Artículo 75º) Los límites para la emisión contaminante, ruidos y radiaciones parásitas de los vehículos particulares, como así también los procedimientos de medición serán los fijados por la resolución 182/92 del Ministerio de Medio Ambiente y Urbanismo y resolución 529/92 de Obras y Servicios Públicos y/o las que las modifiquen o sustituyan.

Capítulo III
INSPECCIÓN VEHICULAR

Artículo 76º) La inspección técnica de vehículos a que alude el artículo 44 de la ley de Tránsito, deberá versar sobre el estado de conservación de chasis, partes mecánicas, carrocerías, instalaciones, emisión de gases contaminantes, nivel sonoro y emisiones parásitas par verificar el cumplimiento de las condiciones de seguridad activas y pasivas, y demás requerimiento exigidos en el Título VIII de la ley de Tránsito y este reglamento.

Artículo 77º) Será obligatoria la inspección de los vehículos con combustión a gas natural comprimido, siendo éste el único combustible gaseoso permitido para circular, quedando expresamente prohibido el uso de gas licuado para la circulación de vehículos. Estos deberán cumplir con las normas fijadas G.E. 1-115, G.E. 1-117, G.E. 1-118, G.E. 1-119 y G.E. 1-144 y/o las que en su reemplazo se dicten en el futuro.

Hasta nueva disposición, la inspección y habilitación de los vehículos con combustión a gas natural comprimido, será efectuada según las disposiciones vigentes y bajo la supervisión del Ente Nacional Regulador del Gas (ENARGAS), conforme a la ley nacional 24.076 y resoluciones de ENARGAS 42/93 y 02/94 y su anexos.

Artículo 78º) La inspección inicial y periódica de los vehículos será efectuada por los talleres que a tal efecto habilite la Dirección de Tránsito o municipalidad que haya suscripto el convenio que alude le artículo 13 de la ley 6082, para vehículos particulares y la Dirección de Transporte para el caso de vehículos de transporte de carga y pasajeros.

Artículo 79º) Establézcase un término de doscientos cuarenta (240) días a partir de la publicación de este reglamento para que las respectivas autoridades de aplicación, habiliten el funcionamiento, en sus respectivas jurisdicciones, de los talleres que efectuarán el control previsto por la ley. Intertanto, podrá la Policía efectuar inspecciones vehiculares a los automóviles particulares en la vía pública con carácter preventivo, invitando a los conductores a cumplir con la normativa vigente, sin que ello constituya infracción punible.

Artículo 80º) Los vehículos automotores, acoplados y semiacoplados no podrán circular por la vía pública sin la oblea, insignia o certificado extendido por el Taller de Inspección Habilitado, que acredite el cumplimiento de la revisión técnica exigida por el artículo 44 de la ley.

Artículo 81º) Los interesados en prestar servicio de inspección técnica reglamentado en el presente Capítulo podrán inscribirse a tal efecto ante la Dirección de Tránsito, municipalidad o Dirección de Transporte, según corresponda, mediante solicitud que contenga:

a) Apellido, nombres y documento de identidad, si se trata de personas físicas.

b) Denominación y datos de inscripción registral, si se trata de personas jurídicas.

c) Domicilio real o societario.

d) Inscripción ante organismos impositivos nacionales y provinciales, al igual que previsionales.

e) Indicación del lugar donde se instalaría el taller.

f) En el caso de taller existente acompañará nómina del equipamiento que posee.

La sola inscripción no implicará derecho a ser habilitado para la instalación de los talleres.

Artículo 82º) El equipamiento con que deberán contar los talleres para ser habilitados es el siguiente:

a)

1. Alineador óptico de faros con luxómetro al paso.

2. Plantilla comparadora de juego libre de dirección.

3. Dispositivo para verificar alineación de ruedas delanteras.

4. Calibre para la medición profundidad dibujo de neumáticos Norma IRAM 113.337.

5. Decibelímetro de 60 a 100 Db (A).

6. Analizador de gases: Monóxido de Carbono-Hidrocarburos.

7. Analizador de humos: Opacímetro.

8. Gato mecedor, capacidad adecuada para carga liviana o pesada, según corresponda.

9. Manómetro aire-presión 10-Bar.

10. Calibre Vernier, largo mínimo 125 mm., regla milimétrica.

11. Tacómetro 100-3.000 r.p.m.

12. Frenómetro de rodillo.

13. Lupas 2/4 dioptrías.

14. Lámparas de prueba 12 y 24 volts.

15. Balanza para pesar, como mínimo 10 kilogramos, apreciación 100 gramos.

16. Manómetros presión neumáticos.

17. Dispositivos para detención de holguras. Servicio liviano o pesado según corresponda.

18. Herramientas control instalación GNC.

b) Nombre, domicilio y matrícula del director Técnico que será responsable del Taller de Revisión Técnica.

Podrá ser ingeniero mecánico, industria, en automotores, u otra rama de la ingeniería con incumbencia en materia motores o vehículos o bien técnico o egresado de escuelas técnicas o similares de nivel secundario con un plan de estudio de cinco (5) años de duración como mínimo.

Artículo 83º) El Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial establecerá las demás condiciones y requisitos que deben observar los talleres de revisión técnica con el objeto de garantizar al usuario una prestación segura y eficiente del servicio.

Llevará un Registro Unico de Talleres Habilitados de Inspección Técnica, publicando la lista de los mismos y asegurando una amplia difusión pública de aquella.

Artículo 84º) El propietario del Taller Habilitado de Inspección Técnica, comprará en la Dirección General de Rentas o municipalidad, según corresponda, el talonario de recibos que extenderá al usuario por el servicio de inspección.

El Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial fijará el valor del costo del recibo para el tallerista y podrá fijar el precio del servicio que deberá abonar el usuario. Su diferencia representará la utilidad del tallerista que, a su exclusivo riesgo asume prestar el servicio.

Artículo 85º) El director técnico del Taller Habilitado verificará y garantizará que la inspección o revisión cumplan con el manual que el Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial apruebe al efectos. El resultado que arroje la revisación de cada pieza, elemento o sistema del vehículo inspeccionado, se anotará en la planilla de inspección, la que será certificada por el director Técnico.

Si el vehículo aprueba la inspección, el director técnico admitirá la oblea, insignia o certificado consignando la fecha de la inspección. Aquellas serán de uso obligatorio para acreditar la habilitación del vehículo para circular.

Artículo 86º) En caso de vehículos de transporte, además de la obligación fijada en el artículo anterior, el director Técnico entregará constancia del resultado a la empresa de transporte, firmada y sellada y una oblea identificatoria. En el certificado constará el vencimiento. El director Técnico del taller remitirá a la Dirección de Tránsito, municipio o Dirección de Transporte según corresponda, la planilla e informe de las inspecciones dentro de las setenta y dos (72) horas de producida la inspección.

Artículo 87º) Las empresas de transporte están obligadas a llevar un archivo de las inspecciones.

Los talleres están obligados a mantener un archivo durante cuatro (4) años. En caso de cierre del taller, se remitirá a la autoridad de aplicación que otorgó la habilitación.

Artículo 88º) La Dirección de Transporte controlará el cumplimiento de la inspección, realizando verificaciones al azahar en los vehículos, y auditoría a las empresas de transporte. La Dirección de Tránsito y los Municipios verificarán el cumplimiento de la inspección en los vehículos particulares.

Ambas Direcciones y los municipios que correspondan, controlarán el funcionamiento, condiciones y prestación del servicio por los talleres autorizados a la verificación. De comprobarse irregularidades se suspenderá o retirará la habilitación al taller y se sancionará al director Técnico conjuntamente con el propietario del taller, con multa de entre 500 U.F. y 1500 U.F.

La supervisión técnica de los talleres podrán efectuarla los organismos de aplicación convenido con instituciones tales como: Universidad Nacional de Cuyo o Universidad Tecnológica Nacional, quienes después de realizar los convenios correspondientes, asumirán dicha facultad de inspección, que apuntará especialmente a preservar la seguridad en el tránsito y transporte y la prevención del medio ambiente, y a que se cumplan los requisitos técnicos a que deben ajustarse los automotores con equipos de gas.

Artículo 89º) Los peatones deben sólo transitar por las aceras por los paseos públicos destinados a ese uso. Fuera de los casos expresamente previstos en este reglamento, le está prohibido al peatón utilizar la calzado.

(Artículo modificado por decreto 1279/94, artículo 3).

Artículo 90º) En las encrucijadas, los peatones circularán por la senda peatonal o por su proyección imaginaria cuando la misma no esté demarcada. La proyección de esta línea imaginaria se considerará, asimismo, línea de detención de los vehículos.

Artículo 91º) Cuando no existiera aceras o banquinas fueran intransitables podrán usar las calzadas, debiendo transitar por el borde izquierdo de las mismas y uno detrás de otro (uno en fondo). El cruce del camino lo harán en forma perpendicular al eje de este, verificando previamente si la proximidad de vehículos en marcha no le impide o lo hace peligroso.

Artículo 92º) Los peatones deberán pasar los puentes carreteros por las zonas (o veredas) que se les haya reservado. A falta de estas zonas lo harán, arrimados todo lo posible por el lado izquierdo.

Artículo 93º) El conductor que se vea obligado a salir a la vía pública desde un inmueble o de cualquier otro sitio de estacionamiento deberá hacerlo a paso de hombre evitando inútiles molestias y alarma. En los lugares reservado al tránsito de peatones, de ocurrir un accidente, se presume la culpa del conductor.

Cuando la intensidad del tránsito lo exija, podrá conducirse en líneas o filas paralelas, continuando la dirección de marcha impresa. En dicha circulación, el hecho que los vehículos de una fila circulan más rápidamente que los de la otra, no se considera como maniobra de adelantamiento en el sentido del presente artículo.

En los casos de autopistas, semiautopistas o caminos con carriles de circulación, deberá conducirse en fila o líneas paralelas continuando la dirección de marcha impresa por el carril correspondiente. Para salir de ello deberá asegurarse que es posible hacerlo sin peligro para terceros.

Artículo 94º) La inobservancia de las precauciones indicadas en los párrafos anteriores crea para los conductores la presunción de su culpabilidad en caso de accidente.

Artículo 95º) Se prohibe la utilización de auriculares a los conductores de vehículos en marcha.

Capítulo II
PESOS, DIMENSIONES Y CARGAS

Artículo 96º) Conforme el art. 65 de la ley 6082, dispónese de aplicación en la provincia el decreto nacional 209/92 y la resolución de la Secretaría de Transporte del Ministerio de Economía y Obras Públicas de la Nación, 444/92 sobre pesos y dimensiones de vehículos. Estas normativas serán de aplicación también para los vehículos descriptos por el artículo 39 inc. g) de la ley 6082.

Artículo 97º) Para circular con cargas deberán observarse las siguientes pautas:

a) Las cargas generales: No podrán sobresalir de las partes más salientes del vehículo (carrocería, guardabarros o puntas de ejes) en que son transportadas.

b) Exeptúanse de la disposición indicada en el inciso a) las cargas livianas, tales como pasto, paja, lana, viruta de madera, ya sea en fardo, líos o sueltas y otras cargas análogas características en los que a su gran volumen en relación al peso se refiere, tales como envases vacíos.

Estas cargas podrán sobresalir:

1- En las zonas urbanas y suburbanas hasta solamente veinte (20) centímetros como máximo de cada lado del vehículo.

2- Fuera de las zonas urbanas y suburbanas hasta solamente veinte (20) centímetros del lado derecho solamente.

En los casos 1 y 2, indicados, el ancho total del vehículo y su carga no podrá exceder, sin embargo, de los doscientos sesenta (260) centímetros.

De la parte posterior del vehículo estas cargas podrán sobresalir hasta setenta (70) centímetros.

c) Tratándose de transporte de una carga indivisible, está permitido que sobresalga como máximo veinte (20) centímetros sobre el lado izquierdo del vehículo y cuarenta (40) centímetros sobre el lado derecho, pero en ningún caso el ancho total del vehículo y carga podrá ser mayor de los doscientos (260) sesenta centímetros.

Está permitido transportar carga indivisible que sobresalga como máximo cien (100) centímetros de la línea exterior del vehículo en la parte posterior.

d) Los vehículos que transporten cargas indivisible en las condiciones indicadas en el inc. c) deberán llevar en cada extremo sobresaliente, tanto delantero como trasero, un banderín de cincuenta (50) centímetros de ancho, rojas y blancas. El banderín se suspenderá en un asta y en forma que sea bien visible. Los vehículos con cargas indivisibles que sobresalgan del mismo en las condiciones indicadas en el inciso c) deberán transitar a velocidad precaucional y solamente de día, durante los intervalos en que este reglamento no exige el uso de luces.

Artículo 98º) En caso de tracción a sangre:

a) Queda prohibido el tránsito de vehículos de tracción a sangre con llanta metálica o de goma maciza que transmita a la calzada una carga de más de cien (100) kilogramos por centímetro de ancho de llanta.

b) En los vehículos de tracción a sangre con llantas metálicas o de goma maciza, la carga total transmitida a la calzada no podrá exceder de un total de cinco toneladas para el vehículo de dos ejes, ni de tres y media toneladas para el de un eje.

Artículo 99º) Los vehículos que transiten en violación a las disposiciones sobre peso, dimensiones y carga transmitida a la calzada serán obligados a descargar el exceso de carga, suspendiendo hasta tanto su tránsito por la vía pública.

La vigilancia o cuidado del exceso de carga obligado a descargar correrá por cuenta del propietario o conductor del vehículo.

Artículo 100º) Si por la violación de los mencionado en el artículo anterior un vehículo hubiere producido daño al camino, calle o a su pavimento, obras de arte u obras complementarias o a terceros, el conductor del vehículo será puesto a disposición de la autoridad competente. La reparación del daño será a cargo del propietario del vehículo causante.

Capítulo III
Artículos 101 al 111 no se copia.

DISPOSICIONES ESPECIALES

Artículo 112º) En los horarios de entradas y salidas escolares de los establecimientos escolares primarios sus directores podrán disponer la formación de cuerpos de alumnos guías, que tendrán como función la protección de los escolares en la vía pública accedente al establecimiento. Para ello deberán utilizar pasacalles, gráficas manuales y señales de “PARE”, de las mismas características, de las definidas por el artículo 33 de la ley 6082 en su Anexo II. La inobservancia de los conductores a las indicaciones de tales carteles, importará falta vial de las tipificadas por el artículo 85 inc. s) de la ley 6082.

Artículo 113º) tanto en zonas urbanas como en zonas rurales, los jinetes a los efectos del tránsito, hállanse comprendidos en las disposiciones de este reglamento, tienen las mismas obligaciones que los conductores de vehículos, salvo en los que a licencia de conductor se refiere. Los jinetes en su tránsito por la calzada desde la caída del día, deberán llevar por lo menos dos (2) elementos reflectantes ubicados en su parte anterior y posterior.

Las características de cada uno de los elementos reflectantes deberá ser tal que resulten visibles de noche desde una distancia no menor de ciento cincuenta (150) metros cuando éstos se hallen frente a los faros de la luz alta de un vehículo.

La superficie mínima de cada uno de los elementos reflectantes no será inferior a veinte (20) centímetros cuadrados, los que podrán ser de cualquier forma, excepto triangular.

Artículo 114º) No se permitirá el tránsito de tropas de haciendas por caminos pavimentados o mejorados. En casos especiales, la autoridad competente podrá conceder permiso para hacerlo, debiendo utilizar esos arreos la franja comprendida entre el camino pavimentado y los alambradas laterales.

Los conductores arrieros deberán, en estos casos, tomar las medidas necesarias para que la hacienda que conduzcan no invadida o transite sobre la banquina. Recaerá , además, sobre ellos la responsabilidad de los accidentes que se produzcan debido a la presencia sobre la calzada de hacienda que conduzcan.

Artículo 115º) En los caminos de tierra abovedados no se permitirá el paso de arreos o haciendas hasta tres (3) días después de las lluvias, salvo permiso especial otorgado por la autoridad competente. En los caminos de tierra, siempre que las circunstancias lo permitan, los arreos utilizarán la franja de camino no abovedado.

Artículo 116º) Está prohibido dejar animales sueltos en la vía pública, debiéndose tomar las precauciones necesarias para que estos no salgan a las calles y caminos.

Artículo 117º) Para la registración y habilitación de los vehículos de emergencia, las Direcciones de Tránsito y la de Transporte observarán idénticas pautas que las establecidas en el artículo 60 de este reglamento.

Artículo 118º) La Dirección de Tránsito de la Policía, podrá extender las franquicias especiales previstas en el artículo 77 de la ley 6082, conforme a las pautas generales que establezca mediante resolución, la que deberá ser previamente aprobada por el Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial.

Artículo 119º) La cobertura del riesgo por daños a terceros se acreditará mediante cédula, tarjeta o comprobante de vigencia de la póliza extendido/a por compañía aseguradora autorizada par funcionar en la República Argentina.

Artículo 120º) El Comité de Tránsito, Transporte y Seguridad Vial aprobará la reglamentación especial que efectúe la Dirección de Tránsito para la circulación de los vehículos que deban atender situaciones de urgencia.

Artículo 121º) La norma del art. 80 de la ley 6082 se entiende aplicable respecto de los vehículos que no deban registrarse en el Registro Nacional de la Propiedad del Automotor, conforme al decreto 6582/58 y resolución 586/88 de la Secretaría de Justicia de la Nación (registración de motovehículos).

TITULO VI
ACCIDENTES Y FALTAS VIALES
Capítulo I
INFRACCIONES Y SANCIONES

Artículo 122º) Se configurará la falta grave por contaminación al medio ambiente, tipificada en el artículo 85 inc. a) de la ley 6082 cuando el vehículo supere los límites de tolerancia establecidos por el artículo 75 de este reglamento.

Artículo 123º) La autoridad de aplicación autorizará competencias de destreza o velocidad sólo en casos excepcionales, en lugares que observen condiciones de seguridad apropiadas para el público y los competidores. Si el evento es posible de alterar el transporte público, deberá contar con la autorización de la Dirección de Transporte.

Artículo 124º) Se considerará grave transgresión a las condiciones técnicas de seguridad el incumplimiento de las exigencias de los artículos 39, inc. a) y 40, inc. b), d), e), f), i) y ll); 41, inc. a), b), d), g), h), i), puntos 1 y 2, en las condiciones y modalidades establecidas en el Titulo IV, Capítulo I de este reglamento, en cuanto sean pertinentes.

Artículo 125º) Establézcase en “siete mil novecientos y dos milésimas de pesos” (0,7932) el importe de la “Unidad Fija” (U.F.) par valorizar las multas a que alude el artículo 93 de la ley 6082.

Artículo 126º) El infractor podrá hacer el pago anticipado de las multas, abonando los máximos establecidos en cada caso por el artículo 94 de la ley 6082. Para obtener el beneficio establecidos en cada caso por el artículo 94 de la ley 6082. Para obtener el beneficio del treinta (30) por ciento de descuento que le otorga el artículo 99 de la ley, deberá abonar su importe dentro de los cinco (5) días hábiles posteriores a la fecha en que se le confeccionó el acta de infracción.

Artículo 127º) El pago podrá hacerlo en cualquier sucursal del banco de Previsión Social o entidad bancario de cualquier jurisdicción, debidamente habilitada por aquél a tales efectos.

El infractor concurrirá a la entidad bancaria habilitada con la copia del acta de infracción, donde se confeccionará la boleta de depósito que le provea el banco. Este instrumento deberá consignar número y fecha del acta de infracción e importe, en pesos, del máximo de la multa imputada que se abona, expresado en números y letras.

La entidad bancaria será corresponsable de la distribución de fondos de lo que recaude en tal concepto, conforme a las previsiones de los artículos 148 y subsiguientes de la ley 6082. En la misma resolución solicitará su aplicación al juez de Faltas que hubiere estado en turno a la fecha del hecho, a cuyo fin le remitirá actuaciones una vez vencido el plazo para apelar que establece el artículo 134 de la ley.

Artículo 128º) Cuando el juez Vial condene aplicando la sanción de arresto, la resolución que dicte hará mérito de ello y, cuando lo considere conveniente, de las condiciones en que deberá cumplirlo conforme al inc. b) del artículo 105 de la ley 6082. En la misma resolución solicitará su aplicación al juez de Faltas que hubiere estado en turno a la fecha del hecho, a cuyo fin le remitirá actuaciones un vez vencido el plazo para apelar que establece el artículo 134 de la ley.

Artículo 129º) El arresto será cumplido en forma efectiva en la guardia policial de la comisaría o subcomisaría más cercana al domicilio del infractor, en las condiciones establecidas por el artículo 105, inc. c) de la ley 6082.

Artículo 130º) A los fines de la reparación por el propietario usuario que conducía el vehículo al efectuarse el secuestro, a que alude el artículo 116 de la ley 6082, éste deberá concurrir al depósito de vehículos, acreditando ante la autoridad de aplicación su condición de tal. Las reparaciones se efectuarán por el interesado en el lugar del depósito en que se encuentra secuestrado. En caso de ser imprescindible trasladar el vehículo a un taller para su reparación, la autoridad labrará el acta formulario establecido a tal efecto, suscripto por el propietario o usuario al que se secuestró la unidad, debiendo éste indicar ubicación del taller, nombre de su titular y término acordado para la reparación, el que no podrá exceder de quince (15) días.

El traslado del vehículo en infracción al taller para su reparación, deberá efectuarse remolcando y/o transportado.

Efectuada la reparación deberá presentar el vehículo para inspección técnica, conforme a la reglamentación. Expedida la habilitación técnica para circular, el propietario o usuario, deberá exhibirla ante la autoridad de aplicación que efectuó la retención del vehículo, en cuya oportunidad se le reintegrará la tarjeta verde del automotor. Esta actuación importará la rehabilitación del vehículo para circular, sin perjuicio del deber de control o inspección periódica o de las infracciones a que la actuación policial pueda dar lugar.

Capítulo II
PROCEDIMIETO

Artículo 131º) La autoridad interviniente podrá efectuar de la prevención sin imputar infracción al conductor incurso en las conductas a que alude el artículo 118 de la ley 6082, cuando se cumplan las condiciones de seguridad que exige la última parte de dicho artículo.

Artículo 132º) Cuando por su peso, dimensiones o características especiales el vehículo a trasladar requiere de equipamiento o maquinaria no convencional, el costo de la contratación de ésta a terceros será a cargo del propietario o usuario del vehículo.

Artículo 133º) Cuando existen lesiones, la obligación de remisión de copia del acta al juez Administrativo Vial se efectuará previa autorización del juez Correccional interviniente.

Artículo 134º) La Policía actuante, al retirar la licencia de conductor por presunta adulteración o modificación, labrará acta de procedimiento por el ilícito a investigar, otorgando por cuerda separada la constancia a que alude el artículo 28, inc. c) de la ley 6082.

En caso de ser constatado el hecho por la Policía Municipal dará inmediata intervención a la seccional policial de la jurisdicción. En todos los casos, la Policía de la provincia, actuará conforme a las disposiciones pertinentes del Código Procesal Penal.

La constancia entregada por el funcionario actuante habilitará provisionalmente par la conducción durante dos (2) meses. Vencido el plazo y de no existir resolución judicial, la situación de habilitación para conducir quedará librada a la decisión del juez de la causa.

Artículo 135º) Los sistemas de auxilio para emergencias funcionarán a través de los centros de operaciones policiales, ya sea de Jefatura de Policía o Unidades Regionales, siendo los encargados de efectuar los requerimientos o coordinaciones de los socorros necesarios.

Artículo 136º) En caso de haberse ofrecido prueba parcial, sólo será formalmente admisible la efectuada por perito inscripto ante la Suprema Corte de Justicia de Mendoza.

El informe pericial deberá ser acompañado por el interesado en la oportunidad que refiere el artículo 128 de la ley, siendo su admisión o rechazo decidida por simple resolución, inapelable.

Artículo 137º) El infractor podrá efectuar el pago voluntario de la multa –aún transcurridos los cinco (5) primeros días en que gozaba del beneficio del descuento- hasta antes quedar la causa en estado de resolver. Con la boleta que acredite este pago voluntario efectivizado con las modalidades que establece el artículo de este reglamento, el infractor, podrá solicitar al juez de la causa el archivo de las actuaciones, conforme lo autoriza el artículo 132 de la ley 6082 y sujeto a las condiciones del artículo 106, inc. c) de la misma.

Artículo 138º) La representación legal a que alude el artículo 137 de la ley 6082, podrá instrumentarse mediante poder “apud acta” extendido ante el juez interviniente en los casos que autoriza el artículo 105 del Código Procesal Penal, aplicable en función del artículo 152 del Código de Faltas de la provincia de Mendoza y 110 de la ley 6082.

Artículo 139º) La Dirección de Tránsito llevará actualizado el Registro de Resoluciones Viales con fines estadísticos y para conocer la reincidencia de los infractores, como asimismo, el registro de conductores y de infractores inhabilitados, debiendo establecer un fluido ágil y actualizado sistema de comunicación con los registros similares que lleva la Dirección de Transporte; lo que se instrumentará conforme lo dispuesto en el artículo 13 de este reglamento.

TITULO VII
(Artículos 140 al 284 no se copian)
TITULO IX
DISPOSICIONES FINALES

Artículo 285º) Las resoluciones emanadas de las autoridades creadas por la ley provincial 4305 mantendrán su vigencia mientras no se deroguen expresamente, salvo en cuanto se opongan a lo dispuesto por la actual ley de Tránsito y Transporte y este reglamento, siendo aplicable por los nuevos organismos creados dentro de la órbita jurídica de sus competencias.

Artículo 286º) Deróguese el decreto provincial 1650 de fecha 2 de agosto de 1.990 y demás normas que se opongan al presente.

Artículo 287º) Es entendida la referencia a la ley 6082, en todos los casos en que el presente decreto señala “la ley”.

Artículo 288º) El presente decreto entrará en vigencia el día de su publicación en el Boletín Oficial.

Artículo 289º) El presente decreto será refrendado por los señores ministros de Gobierno y de Medio Ambiente, Urbanismo y Vivienda.

Artículo 290º) Comuníquese, publíquese, dése al Registro Oficial y archívese.

 
 
Suscríbase al boletín
Último Boletín
Envíenos su artículo
Consultas
Avisos Clasificados
Foros
Test Ambiental
Publicite