• Página de inicio
• Agregar como favorito
• Recomiéndenos
• Agreganos a tu GoogleBar
Servicios de la Consultora

- CONTÁCTENOS -

Buenos Aires
Tel: 011-4627-4383
info@estrucplan.com.ar

PATAGONIA
Tel: (02284) 420-740
patagonia@estrucplan.com.ar


CUYO - CENTRO
Tel: (0260) 15-404-5678
cuyo@estrucplan.com.ar


LITORAL
Tel: (011) 15-5809-1834
litoral@estrucplan.com.ar





Editorial

Minería sustentable.

Fabián Valentinuzzi



Matrices de requisitos Legales on line


Monitoreos de Ambientales y de Seguridad


Encuesta
¿Qué tipos de generación de energía deben privilegiarse en la redefinición de la matriz energética argentina?
Nuclear
Hidroeléctrica
Solar
Eólica
No se necesita redefinición

 


Fecha de Publicación: 13/12/2002
Ergonomía

La importancia de la elección de la silla - 4º Parte El Asiento



BASE ( PATAS)

Las base de las sillas es un elemento fundamental y aquí aparece el fantasma de la estética y el diseño, ¿cuál es la base correcta?, lo importante desde el punto de vista funcional está dado en la estabilidad que da esta mas allá de la belleza que posea, una silla puede ser de estilo, frailera, Luis XV, toné, etc. pero esta no la hace cómoda o estable.

Cuando una silla tiene una pata como la del tambero, para esta tarea es práctica, pero no para otra labor, desde luego es totalmente inestable, al levantarse uno esta se cae (por ello el tambero la lleva atada a él) y si uno no tiene cuidado al estar sentado en ella, puede perder el equilibrio y caer.

No hay sillas de dos patas pero si de tres, estas si bien se mantiene paradas tampoco son muy estables, una de cuatro patas ya la podemos definir estable, pero si hay que moverla, correrla, como se hace siempre en las oficinas, si las ruedas no están bien o la alfombra tiene mucha mordiente o está rota, al engancharse yendo para atrás, la persona que está sobre ella se cae, simplemente por estar la espalda (respaldo) prácticamente a pico con las patas traseras y al inclinarse ligeramente para atrás el centro de gravedad del cuerpo queda fuera de la base demarcada por las cuatro patas permitiendo de esta forma que la persona caiga de espalda.

Si en lugar de cuatro patas (que inscriben un cuadrado), se colocan cinco, distribuidas en forma equidistante en forma radial (que inscribirán un pentágono), que siempre están unidas en una plataforma, como la mayoría de las sillas de oficina, por más que giren, siempre queda una atrás lo que hace que no ocurra lo anterior, con este razonamiento podemos agregar otra pata (inscribiendo un hexágono) y con seis patas se supone y es así, que aumenta la estabilidad, la figura inscripta está más próxima al círculo, pues este aumento hace que siempre una o más queden atrás, pero por simetría también quedan a delante, con lo que molestan a los pies, como vemos no conviene más de cinco distribuidas en forma equidistante en forma radial.

La base de las patas nos da alternativas ante el uso de ruedas o regatones, para analizar esta alternativa hay que estudiar si la persona se sienta y levanta en forma repetitiva, si es así, se recomienda que las patas tengan ruedas, en puestos de trabajo donde la persona realice esfuerzos se recomienda que las patas posean regatones, para impedir que por el esfuerzo la persona salga despedida hacia atrás, (ver figura 33).

Figura 33. Silla con ruedas, pistón alto y apoya pies

La base debe tener para ser estable un diámetro de 400 m.m. como mínimo y para no entorpecer el movimiento de los pies un máximo de 45 m.m. según Grandjean

Figura 34. Base óptima para silla.

COLUMNA (ALZADA)

La columna de alzada es la que da la altura de la silla y con ello la característica de silla para puestos estrictamente sedantes, o puestos para actividad en alternancia (de pie o sentado, manteniendo la misma superficie de trabajo), es decir tener la longitud según corresponda para tareas en posición sentada o en posición de pie o en alternancia.

Debe tener regulación en altura de tal manera de permitir la adecuación en el puesto de trabajo, tanto a personas correspondientes al 5 percentil como a las correspondientes al 95 percentil.

Además es aconsejable que tenga amortiguamiento para evitar la rigidez en la silla.

En la actualidad se utilizan con mayor frecuencia la regulación por medio de pistones de gas, que además le brinda amortiguamiento, que puede o no ser aumentado con la ayuda de resortes.

Figura 35 Ejemplo de regulación de altura de la silla por medio del pistón neumático

Para lograr posiciones adecuadas y no caer en los problemas planteados en el punto 4. Se debe plantear las posiciones que han de tomar los brazos, antebrazos y muñecas (dependientes de cada tarea en particular), la posición que normalmente se debe adoptar consiste en conservar los sí datos:

  • Ángulo brazo-antebrazo 85°-90°
  • Abducción de brazos 15°-20°
  • Flexión anterior de los brazos < 25°
  • Muslos en posición horizontal
  • Ángulo muslo-pierna 90° o ligeramente superior (ver figura 36)

Figura 36

Figura 37. Ejemplo de un trabajo con posición alternada (sedante y de pie).

Nota:

La altura ideal del asiento con respecto a la superficie del suelo es la determinada por la altura poplítea, (para la regulación de la silla debe comprender el 5 percentil de la mujer y el 95 percentil del hombre)

CONJUNTO SUPERIOR

Definimos como conjunto superior a los elementos formados por:

  • Asiento propiamente dicho (almohadón).
  • Respaldo (espaldar)
  • Apoya brazos, y
  • Apoya pies.
  • Sistema basculante

Este conjunto se trata como una unidad y a parte dada la interrelación directa que existe entre uno y otro componente

ASIENTO (ALMOHADON)

La selección del almohadón en un asiento es de vital importancia para brindar la comodidad que el usuario, necesita, para ello se darán las características más salientes que debe poseer el mismo para satisfacer los requerimientos.

1- Debe poseer una forma anatómica que respete la las medidas y formas antropómetricas de las personas que lo utilizaran

Nota:

La profundidad ideal del almohadón del asiento para una persona es aquella que es ligeramente inferior a su longitud poplítea nalga, dado que si la profundidad es mayor, el labio del borde anterior como se aprecia en la figura 38 y 39.

Si el labio anterior presiona sobre la zona poplítea comprime las venas y arterias (que pasan por la parte posterior de la pierna y muslo), interrumpiendo la circulación sanguínea, además de dar una sensación muy molesta, si para evitar esto el usuario se desplaza hacia delante, la espalda se retira del respaldo, quedando sin apoyo

Figura 38. Presión sobre la zona poplítea

Figura 39. Profundidad del almohadón del asiento

2- Ser antideslizante, bajo ningún punto de vista el almohadón debe ser resbaladizo dado que da la sensación de inestabilidad.

3- Poseer una cobertura que permita el intercambio de calor.

En la ergonomía tradicional se pide que esta sea de una tela de algodón, o un material equivalente, cuerina perforada como una alternativa más, pero en la actualidad se dejó de lado este tipo de cobertura dado que junto con la transpiración deja pasar al interior del almohadón suciedad, micro organismos e insectos, (pulgas, pediculosis, etc.), que se depositarían en el elemento mórbido. Por ello se utilizan telas impermeables o impermeabilizadas que impidan este inconveniente, sin dejar de lado los factores de estima, color, calidez, forma, textura, etc.;

En oficinas y lugares limpios se utilizan telas de trama, en cambio en áreas sucias o acéticas, esterilizadas, estas son de vinilo, para facilitar el aseo, de todos modos todas deben ser lavables.

4- El almohadón debe ser acolchado, anteriormente se las solicitaba de un elemento mórbido de alvéolo abierto para permitir la circulación del aire, pero en el presente al ser las coberturas impermeables esto no es necesario.

5- Al ser la superficie del almohadón impermeable este debe tener canales de ventilación de tal manera que permita salir el calor y humedad de las nalgas y de los genitales, dichos canales no deben coincidir con la ubicación de las protuberancias isquiales.

6- Bajo ningún pretexto se aceptará un almohadón que su tela este pegada con cemento de contacto u otro elemento que migre y/o tenga como este características cancerígenas, por los componentes químicos que lo constituyen.

Figura 40. Almohadón tipo de un asiento moderno

RESPALDO

El respaldo al igual que el almohadón es de vital importancia en la selección de las sillas o asientos. El objetivo de este es dar a la espalda un soporte adecuado para descargar su peso

1- En la ergonomía clásica se solicitaba que el mismo se regule en forma angular y vertical, para que el usuario regule según sus necesidades de comodidad, en la actualidad esto está cuestionado, dado que el usuario hace la regulación sin hacer caso a sus propias patologías y actúa por efecto de inercia haciendo la ubicación sin efectuar las correcciones que su columna vertebral necesita. En la figura 41 se observa la columna vertebral.

Siendo la finalidad del respaldo un adecuado acople con la espalda, por ello y con la finalidad de confeccionar un respaldo adecuado (más allá de los establecido en la figura 31), en la actualidad se tiende a hacer el respaldo con la forma correcta de la columna vertebral teniendo en las distintas tipos de raquis, ver figura 42. en donde se ve la tipología raquídea según H. Rouviére y A. Delmas . Y procurando que no impida el cambio de posición del cuerpo y la movilidad de este.

Se sabe que en posición vertical la línea de gravedad del cuerpo desciende desde el centro de gravedad de la cabeza, situado un poco detrás de la silla turca, hasta el vértice de la bóveda plantar.

En las personas con curvas poco acentuadas (lordosis y sifosis), la línea de gravedad sigue a lo largo de las caras anteriores de C6-C7 y de L3-L4; en otros individuos cuyas curvaturas vertebrales son más acentuadas, la línea pasa muy por delante de la concavidad dorsal anterior y por detrás de los cuerpos vertebrales lumbares.

La morfología general de las personas se comprende entre estos dos tipos raquideos extremos. Además ver figuras 43 y 44.

Figura 41 Columna vertebral

A
B

Tipología raquídea

A.- Curvaturas acentuadas. B.- Curvaturas poco manifiestas

Figura 42 Distintas raquis según H. Rouviére

Figura 43 Radiografía del raquis y del sacro, proyección lateral ( H. Rouviére)

Figura 44 Radiografía del raquis y del sacro, vista frontal ( H. Rouviére)

2- El elemento de unión con el cuerpo de la silla debe ser elástico

Figura 45. Regulación

3- La cobertura tiene igual problemática que en el almohadón

4- El elemento mórbido debe ser más elástico, (blando) que en el asiento por que el peso que soporta es menor. En la figura 46. se muestra la distribución de la carga transferida por la espalda al respaldo, según su tamaño, (de protección solo lumbar, lumbar y dorsal y por última lumdar-dorsal-cervical).

Tipo de respaldo: Lumbar
Lumbar-Dorsal
Lumbar-Dorsal Cervical

Figura 46 Descarga de la espalda según el tipo de respaldo

5- Puede ser basculante, (por selección), para permitir descansar en los intervalos de trabajo, al llevarlo para atrás, (preferentemente en forma conjunta con el almohadón).

La finalidad es la de poder cambiar de posición tirándose hacia atrás para descansar

ver figura 47

Figura 47. Forma de vascular, según la Norma DIN 4551, a la derecha silla registrable (orientable), para empleados, a la izquierda silla con basculante

6- El ángulo del respaldo con respecto al almohadón varía según la tarea, para labores en las que el usuario trabaja inclinado hacia adelante, (por ejemplo, trabajos en P.C., máquinas con teclado, llenado de formularios, etc.), el respaldo va con respecto a la horizontal a 90°, en tareas generales va de 93 a 97°, en algunos casos requiere más como ser en control de monitores de seguridad. Hay quienes llegan a aconsejar hasta 83°

7- También el alto del respaldo varía con respecto a los requerimientos de la tarea, para labores que se trabaja con gran movimiento de los brazos, (por ejemplo en cajas de supermercados, en expendedores de pasajes y boletos, líneas de control y/o montaje, etc.), el respaldo debe ser bajo con solo protección lumbar, (ver figura 48.); en el caso de tareas generales el respaldo debe tomar la zona lumbar y dorsal, pero en el caso de trabajos frente a tableros de control, o paneles de vigilancia u otra tarea donde el hombre deba estar con la cabeza levantada, es decir con los la visión por encima de la horizontal, el respaldo debe proteger la espalda por completo, (zonas lumbar, dorsal y cervical), ver figura 49.

Figura 48 Sillas de cajera de supermercado izquierda y de recepcionista derecha

Figura 49. Silla de protección total

Figura 50. Sillas tipo oficina (multi uso)

La norma DIN 4551 establece pautas para el diseño de sillas en la figura 51 se observa alguna de ellas, donde se ve claramente el radio de 400-500 m.m. propuesto para obtener un respaldo envolvente.

Figura 51. Conjunto superior (medidas en cm)

APOYA BRAZOS

Los apoya brazos deben ser utilizados estrictamente cuando sea necesario, pues en muchos casos impiden salir con libertad de la silla, golpean en los cajones y bordes de los muebles.

Además debe reunir el requisito de ser acolchados, anteriormente se los pedía del mismo material que el respaldo pero tiene los mismos problemas, se ensucian, admiten microorganismos, etc. por lo que se los hace ahora del mismo material que reemplaza al de los respaldos o en los mejores casos de poliuretano inyectado con terminación tipo cuero, (gofrado), que es mórbido y agradable a la mano, (con el se hacen por ejemplo los volantes de los automóviles), material que es a su vez resistente a los cortes y desgastes y no daña al mobiliario. Ver figuras 48, 49 y 50.

Otra alternativa es hacerlos de la misma forma que se describió para el almohadón

APOYA PIES

El apoya pies debe estar fijo al asiento de la silla debajo del almohadón, dado que en la actualidad la mayoría de las sillas son giratorias y al rotar estas el apoya pies acompañas al conjunto; en el caso que el apoya pies se encuentre fijo a la base al girar el asiento los pies quedan fijos obligando al hombre a rotar sobre su columna en las 5 y 4 vértebra lumbar, generando una situación que con el tiempo, la frecuencia, el ángulo de giro y les eventuales esfuerzos puede dar lugar a la ruptura de la cápsula de la articulación la que a su ves permitiría salir a la sustancia pulpos generando de esta forma una hernia de disco.

En el caso de trabajar con una silla sin apoya pies integrado y se desee utilizar uno como complemento este tendrá que reunir las siguientes características:

1- debe ser regulable en altura hasta 250 m.m. para sillas de posición estrictamente de sentado, (por ejemplo tareas en escritorio). El apoya pies debe permitir además regularse en ángulo para permitir compensar la inclinación de los pies hacia delante como consecuencia de estirar las piernas (para mantener un ángulo próximo a los 90° de los pies con respecto a las piernas para permitir una buena circulación de la sangre) y fundamentalmente para compensar el ángulo negativo de los pies, que obliga a las mujeres cuando usan tacos altos.

2- Las dimensiones deben ser como mínimo 450 m.m. de ancho y 350 m.m. de largo.

3- Debe tener superficie antideslizante.

4- La inclinación con respecto a la horizontal debe ser regulada entre los 5 y 15 ° o más.

5- Debe tener cierta adherencia al piso para evitar su deslizamiento.

Es muy aconsejable que en el caso de sillas altas con roletes, (para posición en alternancia de pie-sentado), no utilizar apoya pies separado del asiento pues se corre el riesgo de hacer mover la silla por esfuerzo involuntario, (reacción por el peso de las piernas, contra el apoya pies).

Figura 52. Ejemplo de apoya pies de piso

En la figura 48. Se observan sillas con apoya pies bajo el asiento.

SISTEMA VASCULANTE

No todas las sillas poseen sistema vasculante ni necesitan tenerlo, pero en algunos puestos es sumamente necesario, sobre todos aquellos en que por tener que adoptar una posición inclinada hacia delante (como por ejemplo en el uso de microscopio, tipeo, etc.), la silla utilizada debe poseer el ángulo entre el asiento propiamente dicho (horizontal) y el respaldo (vertical) próximo a 90°. Cuando el usuario tenga la necesidad de descanso y quiera relajarse (tirarse para atrás), no pueda hacerlo, si la silla es fija; pero si esta puede vascular, con solo liberar el sistema vasculante el usuario puede tirarse para atrás y descansar.

Básicamente existen dos sistemas vasculantes por la posición en que la efectúan, la que lo realiza delante y la que la efectúa en el centro, ver figura 49

Figuro 53. Sistemas vasculantes

El sistema más común es el que vascula en el centro, sobre la columna de alzada, pero es el menos apto, debido a que en el momento que la persona se tira hacia atrás, las rodillas se levantan retirando los pies del piso dando al hombre una sensación de inseguridad; en cambio el orto sistema al vascular como el eje del movimiento está prácticamente en el hueco puplíteo, la distancia de las rodillas al piso se mantiene casi inalterable.

Lic. José Luis Melo



Otras entregas de este suplemento:
 
  Ergonomía
::
¿Qué hace usted si cree que tiene un trastorno traumático acumulado? - Octava Parte
::
Análisis de las condiciones de trabajo: método de la A.N.C.A.T - Parte I
::
Análisis de las condiciones de trabajo: método de la A.N.C.A.T - Parte II
::
Análisis ergonómico de los espacios de trabajo en oficinas
::
Cansancio y descanso
::
Cómo levantar y llevar cargas correctamente - 7º Parte
::
Conceptos Generales - 1º Parte
::
Conformación del medio laboral
::
Conformación del Sistema Laboral
::
Conformación fisiológica del punto de trabajo - 1º Parte
::
Conformación fisiológica del punto de trabajo - 2º Parte
::
Conformación fisiológica del punto de trabajo - 3º Parte
::
Consejos para sentarse bien y evitar el dolor
::
Consejos para Trabajar con Computadoras
::
Consideración Ergonómica del hombre, Criterios de valoración del trabajo.
::
Consideración Ergonómica del hombre, Formas de Trabajo
::
Daños de la salud
::
Desarrollo de los Métodos Fisiológicos - 1º Parte
::
Desarrollo de los Métodos Fisiológicos - 2º Parte
::
Desarrollo de los Métodos Fisiológicos - 3º Parte
::
Desarrollo de los Métodos Fisiológicos - 4º Parte
::
El Asiento - Parte 01
::
El Asiento - Parte 02
::
El Asiento - Parte 03
::
El Asiento - Parte 04
::
El Asiento - Parte 05
::
El Asiento - Parte 06
::
El Asiento - Parte 07
::
El Asiento - Parte 08
::
El Asiento - Parte 09
::
El Asiento - Parte 10
::
El Asiento - Parte 11
::
El Asiento - Parte 12
::
El Asiento - Parte 13
::
El Asiento - Parte 14
::
El Asiento - Parte 15
::
El Asiento - Parte 16
::
El Asiento - Parte 17
::
El trabajo físico pesado – Quinta Parte
::
El trabajo que se realiza sentado y el diseño de los asientos - Tercera Parte
::
Envejecimiento y trabajo: audición y motrocidad
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 10º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 01º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 02º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 03º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 04º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 05º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 06º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 07 º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 08º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 09º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas – 11º Parte
::
Ergonomía aplicada a las Herramientas - 12º Parte
::
Ergonomía en la oficina : trabajo con videos terminales (PC)
::
Espacio de trabajo y computadoras
::
Estimación de la carga mental de trabajo: el método NASA TLX. Parte 1
::
Estimación de la carga mental de trabajo: el método NASA TLX. Parte 2
::
Evaluación de las condiciones de trabajo: carga postural. Método REBA (Rapid Entire Body Assessment)
::
Evaluación de las Condiciones de Trabajo: el método L.E.S.T. - Primera parte
::
Evaluación de las Condiciones de Trabajo: el método L.E.S.T. - Segunda parte
::
Faja Lumbar - 1º Parte
::
Faja Lumbar - 2º Parte
::
Faja Lumbar - 3º Parte
::
Guía Práctica de Implementación del Protocolo de Ergonomía - de la Resolución SRT N° 886/15
::
Historia de la Ergonomía.
::
La biomecánica en el transporte humano de cargas. Parte 1
::
La biomecánica en el transporte humano de cargas. Parte 2
::
La biomecánica en el transporte humano de cargas. Parte 3
::
La importancia de la elección de la silla - 1º Parte - El Asiento
::
La importancia de la elección de la silla - 2º Parte El Asiento
::
La importancia de la elección de la silla - 3º Parte El Asiento
::
La importancia de la elección de la silla - 5º Parte El Asiento
::
La importancia de la elección de la silla - 6º Parte El Asiento
::
La silla y el trabajo - 1º Parte
::
La silla y el trabajo - 2º Parte
::
La vista y el trabajo
::
Levantamiento manual de cargas: ecuación del NIOSH
::
Listado de comprobación ergonómica
::
Los principios básicos de la ergonomía - 4º Parte
::
Los principios básicos de la ergonomía - Segunda Parte
::
Los principios básicos de la ergonomía - Tercera Parte
::
Lumbalgias - Primera Parte
::
Lumbalgias - Segunda Parte A
::
Lumbalgias - Segunda Parte B
::
Método del análisis ergonómico del puesto de trabajo
::
Objetivos de la Ergonomía.
::
Resumen - Sexta Parte
::
Ruido y salud - 1º Parte
::
Ruido y salud - 2º Parte
::
Significado de la ergonomía para las empresas; La ergonomía y el estudio del trabajo.
::
Síndrome del Túnel Carpiano
::
Sistemas de Trabajo por Turnos
::
Visión y salud


 

Suscríbase al boletín
Envíenos su artículo
Agregue su Curso
Agregue su Foro
Publicite
Solicite Presupuesto
 
Av. Rivadavia 18.451 - 1º piso
Morón (B1708EIL) Pcia. Bs. As. ARGENTINA
Tel/Fax: 54 - 011 - 4627-4383 (Líneas Rotativas)
Copyright © 2001-2002 Estrucplan Consultora S.A. Argentina. Todos los derechos reservados
webmaster@estrucplan.com.ar